El belga Kimmer Coppejans se proclama campeón de la Copa Sevilla 2018

El belga Kimmer Coppejans se proclama campeón de la Copa Sevilla 2018

Procedente de la fase previa como su rival, Álex Molcan, ha vencido por 7-6 (2), 6-1 en un partido vibrante con la grada a rebosar.

 

La noche estaba perfecta para disfrutar del tenis en el Real Club de Tenis Betis. Entre aplausos salían los dos jugadores, procedentes de la fase previa, al albero sevillano de la Copa Sevilla. Como cada vez que Coppejans ganaba el sorteo, esta vez no fue diferente y decidió comenzar recibiendo. Le salió bien la apuesta, ganando el primer juego a Molcan. En el tercer juego en disputa, el eslovaco da un recital de juego creativo, con globos combinados con dejadas al margen de la red y bolas directas a los vértices. Coppejans, por otro lado, avanza jugando con el ancho de la pista y haciendo correr a su adversario.

En los últimos juegos del primer set y con una grada respetuosa y, en esta ocasión, dividida a medias en el apoyo a los contrincantes, las bolas de Molcan van tan pegadas a la línea de ‘out’ que el juez de silla se ve obligado a bajar continuamente a la pista para certificar para quién es el punto.

Cuando el marcador dice 6-5, Coppejans a base de voleas y de un juego intenso y controlado recupera el pulso del partido. Es entonces cuando las bolas fuera de la línea se ponen en su contra, igualando Molcan el marcador, aunque el belga acabaría llegando a igualar el set a 6-6. Es la hora del tiebreak, y en este Coppejansse muestra firma ante un Molcan que encuentra en la red y en las líneas de la pista su peor enemigo.

En el segundo set, Molcan empezaba más desconcentrado, quizá por la presión del primer set en contra perdido en el tiebreak. Bolas fuera de la pista y cierto desorden en su colocación en la pista hacen que un Coppejans más firme consiga ponerse 3-0 en el marcador. Tras este momento, Molcan parece venirse arriba y saca con coraje un juego en blanco al belga.

Pero los esfuerzos del eslovaco, que llegaba por primera vez a la final de un challenger a sus 20 años, no son suficientes. A la mitad del segundo set, cuando el marcador reza 4-1 para Coppejans, el belga parece encontrarse en estado de gracia. Hay dejadas preciosas pegadísimas a la red y al límite, y el eslovaco se muestra impotente ante su dominio de la pista. El belga parece que tenga mil ojos y lo devuelve todo, con bolas directas a traición a un metro de la red.

Molcan empieza entonces a asumir que hay bolas a las que no puede llegar cuando está en marcha el juego decisivo para el triunfo de Coppejans. Y así es. El belga gana en dos sets a un Molcan que en el primer set sobre todo dio una lucha ejemplar para ser su primera final del circuito challenger. El belga, muy agradecido al recibir el trofeo –dijo en su alegato que había sentido al público sevillano detrás aupándole durante toda la semana-, suma con esta Copa Sevilla el quinto challenger de su carrera a los 24 años, tras haber ganado el último en 2016. Una noche para el recuerdo llena de emoción en la Fiesta del Tenis de Sevilla.

About the author

Creativos administrator

Deja un comentario

Sponsors y Colaboradores